Taller Hambre Físico VS Hambre Emocional

Si la alimentación de las personas estuviera determinada solo por factores biológicos; la única razón para comer sería sentir HAMBRE FÍSICO; pero esto no es siempre así. Alimentos y emociones suelen mezclarse y a veces confundirse llevando muchas veces al AUMENTO DE PESO.
Veamos la diferencia entre el Hambre Físico y el Hambre Emocional.

HAMBRE FÍSICO:
• Necesidad fisiológica de nutrientes y energía.
• Se manifiesta con incomodidad abdominal, mareos, dolor de cabeza e irritabilidad.
• Comienza gradualmente.
• Puede esperar.
• No selección de alimentos.
• Cuando nos saciamos dejamos de comer.
• No sentimos culpa.

HAMBRE EMOCIONAL:
• Nace del deseo, de un pensamiento, y por lo tanto del cerebro.
• Funciona como regulador de emociones para volver a la “zona cómoda”.
• Comienzo repentino.
• Estrés crónico, asociado al aumento de peso. Se prefieren alimentos con alto contenido en Grasa, Azúcar y Sal.
• Alimento como alivio, consuelo y refugio por su accesibilidad.
• Comida como anestesia y NO como nutriente. Como premio y/o castigo.
• Selección de alimentos específicos.
• Requiere satisfacción inmediata. Impulso.
• Se sigue comiendo aun saciado.
• Sensación de culpa posterior.
• Fuertemente asociado al sobrepeso, la obesidad y los trastornos alimentarios.
• Asociado a dietas estrictas con sensación de angustia y mayor ansiedad por aquello prohibido.